Noticias
Noticias
Noticias
794
visitas
En

En los últimos cuatro años el Hospital Materno Infantil de Málaga ha reducido el consumo energético en un 30 por ciento

Hoy se celebra en el Hospital Regional unas jornadas sobre últimas tecnologías y ahorro energético donde se van a comunicar los resultados obtenidos tras la implantación de buenas prácticas
Jornada ‘Nuevas tecnologías de iluminación. Ahorro energético y confort’

Las estrategias implantadas en los últimos cuatro años en materia de eficiencia energética en el Hospital Materno Infantil de Málaga se han traducido, respecto a lo registrado en el periodo del 2006 al 2010, en un descenso del consumo energético de un 30 por ciento, y de un 60 por ciento en consumo de agua potable.

Estas medidas se han visto recompensadas en una reducción de los costes asociados de unos 750.000 euros y se han llevado a cabo manteniendo los mismos niveles de actividad y confort del edificio.

Los resultados obtenidos en estos años, tras la implantación de buenas prácticas en materia de eficiencia medio ambiental, se van a dar a conocer hoy a un centenar de profesionales de mantenimiento en la Jornada ‘Nuevas tecnologías de iluminación. Ahorro energético y confort’, organizada por la Dirección de Gestión de los hospitales públicos Regional de Málaga y Virgen de la Victoria.

Así, la reducción del consumo en electricidad y gas ha evitado la emisión de 1.775 toneladas equivalentes de CO2 y ahorro de 500.000 euros. En la misma línea, la reducción anual del consumo de agua potable en 115.000 metros cúbicos –el equivalente a 46 piscinas olímpicas– ha supuesto el ahorro de 250.000 euros.

Las medidas implantadas se engloban en tres grandes líneas, mejorar los sistemas de producción de energía, reducir las pérdidas; suministrar solo la energía necesaria; y mejorar los sistemas de gestión y control.

Entre las medidas implantadas se pueden mencionar la sustitución de más de 600 luminarias por otras de menor consumo, la sustitución de calderas y enfriadoras de mayor eficiencia, la mejora en los aislamientos de tuberías de agua climatizada, la mejora en los tiempos de apagados y encendidos de equipos y áreas, la instalación de nuevos equipos de climatización, o la mejora de los hábitos de consumo de agua y electricidad.

El equipo del área de Procesos Industriales y Confortabilidad del Hospital Materno Infantil está formado por profesionales implicados en una mejor gestión de los recursos, que siguen valorando nuevos proyectos para mejorar el comportamiento energético, tales como la implantación de energías renovables en el suministro de energía y la mejora de la iluminación del edificio, entre otros.

En palabras del jefe de servicio y autor del Plan de Ahorro de Energía del centro sanitario, José Fernández, “todas las intervenciones iniciadas se enmarcan dentro de las tres grandes líneas de actuación, teniendo en cuenta el actual escenario económico y la responsabilidad social corporativa”.

Estas estrategias están el línea con los objetivos de la Directiva de la Unión Europea (2010/31/UE) relativa a la eficiencia energética de los edificios, que fija como meta una reducción del 20% de las emisiones de CO2 para el 2020, con respecto de un escenario de ausencia de medidas.

De esta forma, el Materno Infantil se adelanta en dos años a la exigencia de la Ley de Economía Sostenible que establece que para edificios dependientes de la Administración Pública el objetivo de la Directiva Europea antes mencionada se adelante al año 2016.

Fuente:
Unidad de Comunicación de los Hospitales Universitarios Regional de Málaga y Virgen de la Victoria